27 ene. 2013

"Blanc-manger" de almendra (muy vegano)

Un postre sencillo, ligero y 100% vegano, para los que lo son y para los que saben que es mejor cuidarse con una buena alimentación...


Este es de almendra, pero lo podemos preparar de coco, de avena, de arroz... ¡al gusto! Eso sí, siempre siguiendo la receta francesa...

20 ene. 2013

Cupcake de Avellana

Es adicta a las avellanas. Era imposible no prepararle una "buttercream" con este fruto tan rico... El problema fue que estaba presente mientras la preparaba y no pudo esperar a que estuviera el cupcake montadito: rebañó sin piedad el bol, las cucharas...

¡La próxima vez tendré que vigilarla!


Aún y así, pude terminar estos pastelitos: una base de bizcocho clásico, una capa de chocolate con leche, la crema de avellanas y una decoración con chocolate negro y almendras caramelizadas... Como dicen en Francia: à croquer!

19 ene. 2013

Pastel de Fondant: un "uno" con círculos en tonos violeta

Nadie dijo que fuera fácil... ¡Pero sí muy divertido! Vale la pena decorar nuestros bizcochos con fondant: es relajante trabajarlo y podemos conseguir resultados muy divertidos.
En mi caso, poder hacerle un regalo especial a la pequeña Isis por su primer cumpleaños fue la excusa perfecta... Tras varios intentos, ¡conseguido! Eso sí, habrá que seguir practicando...


17 ene. 2013

Cupcake de Cola


Un aroma inconfundible que hace que la cupcake de Cola siga siendo una de las grandes triunfadoras... Siempre la hago con base de bizcocho clásico... ¿me atrevo con un bizcocho de chocolate y arándanos?

Pastel Fresco de Nata


Rico, rico... Ligero y suave, con el toque del sirope de fresa, ¿podrás resistirte?

12 ene. 2013

¿Cupcake o Magdalena?


¿Cupcake o magdalena? ¿Cookie o galleta? 

Las modas van y vienen, el cocinar con pasión permanece. Los nuevos adictos a los dulces de origen anglo-americano llenan sus páginas web con párrafos y párrafos en los que se afanan por ensalzar creaciones como los cupcakes, los bundtcakes… Describen también con pelos y señales las diferencias entre cupcakes y magdalenas.

Entonces empieza la guerra entre los que no ven diferencia y se quejan de las nuevas modas que no les dejan disfrutar de “sus magdalenas de toda la vida” y aquellos que dejan de lado cualquier tradición.

¿No podemos, a caso, coger lo mejor de aquí y de aquí? ¿No podemos, a su vez, respetar al que quiere innovar y evolucionar? Sobre todo teniendo en cuenta que un mismo dulce puede variar mucho simplemente por los ingredientes que se utilicen en el lugar donde se crea.

Yo no pongo pegas ni a mantener la tradición ni a innovar. Eso sí, utilizando siempre los ingredientes más frescos y sobre todo locales, buscando la calidad y la seguridad para obtener el mejor sabor y la mejor textura. La presentación es importante, y divertida y deja crecer nuestra imaginación, pero el sabor tiene que seguir siendo prioritario. ¿No os parece?


Por esta razón solo utilizo colorantes y aromas (de marcas reconocidas) si me lo piden amigos y familia porque quieren una creación diferente. Pero normalmente serán las frutas y otras delicias las que nos darán el mejor sabor, aroma y color. Me gusta innovar con aceites esenciales, extractos y colorantes naturales, especias, hierbas aromáticas… Intento comprar productos locales y de origen biológico siempre que es posible. Todo lo que cocino es vegetariano e intento incluso que sea vegano consiguiendo así el mejor sabor y texturas diferentes.

No soy un experto, aprendo poco a poco de profesionales y de amateurs y me gusta compartir lo que hago para que os pueda servir de inspiración y sobre todo para regalaros instantes muy dulces.

Y por supuesto, me encanta visitar bakery’s y otras tiendas dulces allí donde voy, a la búsqueda de nuevos sabores. ¿Te vienes conmigo?

7 ene. 2013

Receta: Éclairs, ¿aún no los conoces?


No he podido resistirme a ofrecer a los míos algo diferente este día de Reyes… ¿Cansados del típico roscón? ¿Y si probamos unos ÉCLAIRS?

Rellenos de crema pastelera, nata o preparaciones al cacao o al café en su versión más clásica, hoy se pueden encontrar en mil variaciones de color y sabor sin dejar de ser un dulce típico francés. Eso sí, los Relámpagos de Bilbao nada tienen que envidiar a los éclairs franceses…

Os cuento mi receta…


INGREDIENTES Y PREPARACIÓN

1 taza (250 ml) de agua
125 gramos de mantequilla
1 taza (125 gramos) de harina tamizada
3 huevos

Precalentar el horno a 210 grados.
Untar de aceite o de mantequilla una bandeja de horno.


En un cazo mezclar el agua y la mantequilla, llevar a ebullición (vamos, ¡que hierva!) Cuando hierva, retirar del fuego y añadir la harina. Volver a poner en el fuego removiendo con una cuchara de madera hasta que la mezcla no se pegue en las paredes del cazo y forme como una bola alrededor de la cuchara.
Dejar enfriar un poco.


Añadir los huevos, de uno en uno y batiendo hasta que se haga una mezcla espesa, homogénea y brillante.
Introducir la masa en una manga pastelera.
Extender tiras de unos 15 cm sobre la bandeja de horno, separadas para que no se peguen en la cocción.


Hornear de 10 a 15 minutos.
Reducir a 180 grados y hornear 15 minutos más.

Sencillo, ¿verdad? El secreto se encuentra en un buen trabajo de la masa y un horneado cuidadoso…

Cuando los éclairs estén listos se sacan del horno y se abren por la mitad desechando la masa del interior para hacer espacio para el relleno… (Desechar, ¡que no tirar! Podéis experimentar más cosas dulces con la masa sobrante!)


Y entonces ya llega el momento de dejar volar la imaginación: pasta de cacao, crema pastelera, nata, crema de mantequilla… ¡Lo que os apetezca! Eso sí, los puristas que no olviden decorarlos con un glaseado muy brillante… Para los más golosos... ¡CHOCOLATE!



2 ene. 2013

Coulis del Bosque

Para acompañar nuestras crêpes, flanes, pudin y otras delicias dulces podemos disfrutar del helado, de la fruta. ¿O sois de los que prefieren una buena cantidad de sirope? En las estanterías de los supermercados, y más ahora con las tiendas especializadas en repostería, podemos encontrar gran cantidad de siropes y salsas para acompañar y decorar nuestros postres: chocolate, caramelo, fresa...

¿Y si los hacemos nosotros mismos?
Querría compartir con vosotros esta receta, súper sencilla, que me enseñaron unos amigos franceses y de la que me declaro adicto... Es la receta de un coulis, es decir, de un jugo concentrado de frutas.


INGREDIENTES (para obtener unos 300 ml de coulis) Y UTENSILIOS

- 250 gramos de fruta del bosque: fresas, frambuesa, moras... Podéis poner algún arándano o grosella para un sabor más intenso.

- 3 cucharadas soperas de azúcar glas (variar un poco en función de lo dulce que la queráis)

- 1 cucharada sopera de zumo de uva (o de limón)

- Opcional: 1 cucharada de licor.

- Picadora o batidora.


MODO DE PREPARACIÓN

Se limpia muy bien la fruta y se trocea. Se coloca en la batidora o picadora junto al azúcar glas y el zumo de uva, incluso se puede tamizar si se quiere una salsa más fina. Se añade si se desea, la cucharada de licor al gusto. Lo ideal es guardar la salsa durante un par de días en un frasco bien cerrado en la nevera.

¡Y listo!

Se puede utilizar sobre fruta, helado, crêpes, goffres...